Acudir a un cirujano plástico no debería ser un problema para nadie, dejando a un lado la presión social, los complejos y la presión familiar que esto nos pueda generar. La cirugía plástica reparadora se ocupa de curar y corregir las enfermedades, malformaciones, traumatismos y problemas estéticos tanto adquiridos como contraídos a lo largo de nuestra vida. Reparaciones tras un cáncer o accidente, tumores, lunares, verrugas, quemaduras, etc., son los casos que más habitualmente trata la cirugía plástica reparadora. También debemos conocer otra rama de la cirugía plástica, la cirugía plástica y estética, donde el paciente busca obtener con ella una armonía facial y corporal general acorde con los cánones sociales de belleza.

La apariencia externa es muy importante para cualquiera de nosotros y no debemos dudar, cuando sea necesario, en acudir al cirujano plástico. La cirugía plástica es un gran aliado para avanzar en nuestra vida y superar muchos obstáculos, tanto estéticos como psicológicos, por eso, cada vez más gente recurre a este sistema, siendo estos los casos más comunes por los que un paciente recurre a la cirugía plástica:

El paso del tiempo:
Según vamos envejeciendo, muchas personas se resisten a este paso inexorable y tratan de vencerlo con métodos como cremas rejuvenecedoras y tratamientos varios, pero ninguno ofrece tantos recursos como la cirugía plástica y estética. Por eso se ha extendido tanto esta práctica, siendo una de las razones más comunes por las que un paciente acude a visitar un centro de estética y cirugía plástica ¿A quién no le gusta parecer más joven y que encima los demás se lo digan?

Cirugía reconstructiva:
En estos casos la cirugía puede ayudar enormemente, ya que no sólo se convierte en un medio para mejorar nuestra figura o estética, sino que es un componente psicológico reparador esencial. Son las mujeres las que recurren más a esta cirugía tras padecer ciertas enfermedades como el cáncer de mama. También se recurre a ella como método reconstructor total o parcial de parte del cuerpo tras un accidente o por malformaciones físicas.

Cirugía plática estética:
.El verse mejor ante la sociedad, buscar un físico que encaje con los cánones sociales establecidos, la moda y especialmente los patrones de belleza orientados a un determinado tipo de figura y cuerpo empujan a muchas personas a tomar esta decisión tan personal.

Hay muchas más razones de especial relevancia por las que se recurre a la cirugía plástica, pero las que hemos comentado son las más comunes y recurrentes y que engloban la mayoría de los casos que nos podemos encontrar. Pero lo más importante de todo es que si se acuda a la cirugía, ya sea por estética o como medida reparadora, se haga sin miedo ni complejos, se elija bien el método apropiado y, ante todo, se sepa elegir bien el centro y el cirujano más adecuado, ya que esta es una decisión muy importante en nuestras vidas y así nos lo debemos plantear. En Alonso Cuello buscamos que esta decisión importante en tu vida sea un camino a una vida mejor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *